Cine favorito de 2017

Primer episodio de 2018 y último grabado en 2017. Una entrega de transición en el podcast, que experimentará cambios en su formato a partir del próximo programa. Pero volviendo al presente, otro año más hacemos un repaso a las mejores películas del año que acaba de concluir, comentamos las peores producciones estrenadas y viajamos al futuro creando desmedidas y absurdas expectativas completamente desinformadas con los films más esperados del año que comienza. Cine de autor, blockbusters, indies, estrenos en salas, streaming o video doméstico. El formato o soporte nos da igual, el género y el nivel de presupuesto también. Hemos venido a jugar y dar nuestra opinión claramente cuestionable en cuanto a criterio.

Y por si todo esto os pareciera poco, aquí tenéis además la lista completa de películas favoritas de 2017 de Adri en Letterboxd.

5 pensamientos en “Cine favorito de 2017”

  1. Uy, la de Guillaume Canet la vi el otro día en un avión y me pareció horrenda (con sus momentos). Pero hay que reconocer que ni él ni Marion Cotillard tienen sentido del ridículo ninguno, no me lo podía creer. A lo mejor eso es punky transgresor, no sé… que yo soy de la Generación X y ya no entiendo este mundo… (y por eso no me gustó La La Land, claro, que nosotros somos más de dejarlo todo por amor, así nos va…).

    The Disaster Artist es guay. James Franco forever. Argumentos cinematográficos de gran peso ;p.

    1. A ver… que lo mismo mi percepción de la peli es errónea y al final cuando la vea me parece una chorrada. No lo descarto. Me sigo negando a colaborar con el franquismo.

      1. ¡¡¡¡Albricias!!!!, que agusto me he quedado escuchando tu análisis de “Laralalarito” Ramón. Menudo timo narrativo con ese aparente envoltorio de romance. Si de verdad la quieres o le quieres, la llamas y punto, si no eso ni es amor ni es na de na y por lo tanto no se forma el nudo en la garganta, no te emociona su romance frustrado, si no que se te revuelven las tripas y te cabreas. Y una cosa más aunque rasque…el que es malo es el Director porque Whiplash es igual, lo que pasa es que el envoltorio de la presencia tan cruda de K Simmons y la música esta más acorde con el mensaje de cinismo y hace que sea menos explícita su falta de autenticidad. Pero es igual. Y lo malo Adri no es que ese sea su forma de ver el mundo, lo cual me parece como dices genial, lo malo es que toma partido y en La La Land se descubre este pastel de una forma mucho más clara que en Whiplash. Ya vereis en la proxima como, despues del éxito, se vuelve más cínico y aún más orgulloso de serlo. Ea, ya lo he dicho.

Deja un comentario